Mindalia.com
Mindalia.com
Mindalia Televisión
Televisión
Mindalia Plus
Plus
Mindalia Radio
Radio
Mindalia Noticias
Noticias
Mindalia Red de Ayuda
Red de Ayuda
Mindalia Music
Music
Mindalia Congresos
Congresos
Home » Artículos » Ecosistema natural en la educación del futuro

Ecosistema natural en la educación del futuro

Por Pablo Oteo Jurado.- No privéis a vuestros hijos, hijas, alumnos, alumnas…no neguéis a los niños y a las niñas el contacto con lo natural, con lo sencillo, con el corcho del árbol, la seca rama, la rugosa roca, las hojas caídas y la húmeda hierba, entre las bellas y coloridas flores.

Como adultos no debemos seguir dándole la espalda a la naturaleza. La educación debe incluir naturaleza. En vez de patios de hormigón y suelo, que sean patios de tierra y hierba, patios con arena y suelo, con roca y árboles de todos los tipos, altos y bajos, para que en ellos trepen. Flores y huertos, un ecosistema escolar de niños, guías y naturaleza.

No hay mejor espacio de investigación y de tertulia que una zona natural, lugares perfectos para dar rienda suelta a la fantasía a la imaginación, la creatividad. Lecturas bajo un gran árbol, juegos de roles y reflexiones abundantes.

Trabajar en una educación no solo en una enseñanza intelectual, si no en una vivencia intelectual, espiritual y trabajo físico, de interacción y espontaneidad, de amor y bondad.

Un gran maestro o maestra ejemplar, divertido, imaginativo y creativo, un guía bien preparado interiormente, más que de manera curricular y académica. El ser humano, hoy en día necesita ser más bondadoso que intelectual.

Una educación en la gratitud, en el auto-conocimiento, en la auto-regulación emocional y de la total felicidad.

Que los niños sientan la lluvia, que huelan la tierra mojada, hagan murales con hojas, actividad física, que se ensucien, manipulen materiales y mediten cada día.

La tecnología también tendría cabida, pero solo como una herramienta muy útil de búsqueda de información y elaboración de la misma, pero nunca olvidar lo natural, lo físico.

Encender el amor a la lectura y a la fantasía, hacer teatros, poesías, arte plástico y musical, improvisaciones…

Que no se quede en infantil y en primaria, que siga en secundaria y esto influya los estudios superiores. En resumen, que cada uno encuentre su valor y lo prenda como una chispa, no hay nada que aprender, pero si mucho que despertar.

Necesitamos más formadores de formadores que entiendan esto. Lo que ya quedó atrás, solo será un mero recuerdo.

Por una educación integral mejor, por una infancia mejor.
Envío mi total gratitud a Mindalia y a los lectores.

Pablo Oteo Jurado

 

 

También te puede interesar

¿Crees en los Ángeles?

Por Jorge Bechara.- Los ángeles son seres o espíritus puros creados por el Universo para ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *