Mindalia.com
Mindalia.com
Mindalia Televisión
Televisión
Mindalia Plus
Plus
Mindalia Radio
Radio
Mindalia Noticias
Noticias
Mindalia Music
Music
Mindalia Congresos
Congresos
Home » Artículos » El menosprecio a la Tierra

El menosprecio a la Tierra

Por José Antonio Cordero.- En familias numerosas se decía: unos por otros y la casa sin barrer. Poca conciencia de grupo se daban en estos casos cuando todo se dejaba en manos de la madre, pero todos ensuciaban y descolocaban sus cosas y las de otros. El grito de la madre paralizaba a algunos y otros salían corriendo.

Algo similar pasa con esta Tierra que es de todos, en la que hemos nacido y gracias a ella recibimos sus alimentos. Si la tierra no fuese fértil la vida se habría acabado en pocos días.

Suele pasar que la madre es menospreciada cuando son muchos los que viven de ellas. Lo mismo pasa con la Tierra, el menosprecio y olvido de dónde venimos y la falta de cuidado a quien nos da de comer, es como poco menospreciada, cuando lo normal es que grandes sectores se dedican a maltratarla, quemarla y envenenarla.

Cada día son más las voces que claman un mayor cuidado con la naturaleza. En la conciencia mundial están apareciendo muchas almas que exigen un cambio de actitud en los gobiernos y a la sociedad, con un mayor respeto a la naturaleza y a todos los seres que viven de ellas.

Cuidar de la madre no es solo fregarle los platos, comprarle vestidos y pasearla, porque qué sentirá una madre que crio a tantos hijos y resulta a escondidas unos se comen a otros, unos matan a otros, abusan o los esclavizan. La madre sentirá tanto dolor que por algún lado saldrá el grito (temblor, huracán, etc.). El dolor de la Tierra es evidente, porque no es insensible, siente mucho más que nosotros.

Un avanzado hijo, con su orgullo y prepotencia no puede ni debe tomar en su mano la justicia de hacer y deshacer a su antojo. Matar a hijos que la Tierra crio es un acto vandálico y desproporcionado por quien dice ser un líder de una manada humana. Tomar decisiones equivocadas y sangrientas es un muy mal karma que retornará sin lugar a dudas.

Hoy se celebra el día de la Tierra, un buen momento para retomar más respeto y atención sobre ella, porque nuestra amada Madre, que con tanta inteligencia nos alimenta está siendo vilmente despreciada y envenenada.

Las cosas están cambiando a mejor. Ese terrible incendio en la bella Catedral de Notre Dame es un buena muestra de cómo siente el mundo este dolor. Hemos seguido las reacciones y en todos hay muestras de dolor, pero unos han reaccionando dando millones de euros y otros están diciendo que por qué no se ayuda a los más necesitados y por qué no se hace algo para frenar a esos incendiarios bombarderos que están destruyendo miles de hogares y matando a miles de personas. Esto no puede seguir ocurriendo en un mundo que desea vivir en una buena Alianza con la Naturaleza. No se puede jugar al besuqueo con la Tierra y luego matar cuando interesa.

Guerrear no es bueno en ninguna de sus formas, los conflictos no están en ningún plan de la Inteligencia de la Tierra. Los conflictos sólo están en los abusadores, en los que quieren ser más a costa de lo que sea necesario, su falta de Inteligencia les llevarán a ser grandes expertos en sufrimientos y dolor.

Los gobiernos deberían adelantarse y liderar más la Alianza con la Ley Natural, servir al propósito de la Tierra, asumir su rol maternal y reconocer que sin ella no podremos seguir viviendo. El desprecio a la Tierra seguirá generando sufrimiento, empobrecimiento y guerras.

El cuidado a la Tierra está ocupando cada día un mejor lugar en el mundo, y es significativo es que cada día la mujer está apareciendo más y es más reconocida y respetada.

El liderazgo debe facilitar el cambio y seguir a las buenas intenciones y sanas tendencias que aparecen en la vida.

No se puede seguir matando animales que han sido criados por la Tierra, porque si nosotros no lo entendemos porque nos gusta un buen plato de carne, debemos recordar que la ignorancia de ley no exime de su cumplimiento.

La Tierra sufre cuando el ser humano toma avanzadillas y toma la justicia por su mano cometiendo actos sanguinarios. Esto no es sensiblería ni llevar la vida a un extremo, la ley natural es el mecanismo por el cual la Tierra mantiene su equilibrio, y el que a hierro mata a hierro muere, así es la ley del karma. La contribución cercana o lejana es también un acto kármico, e ignorar una ley no quiere decir que podamos hacer aquello que nos apetece, porque aquello que se hace se cosecha.

El mundo necesita de personas muy educadas y bien formadas, que lleven el conocimiento de la vida a todas partes, pero es importantísimo que ese conocimiento sea completo y profundo, porque seguir confundiendo más es mucho peor que las catástrofes naturales.

Ayuda a la Tierra y Ella te ayudará.

Aquel que sea el ojito derecho de la Tierra tendrá mayor apoyo de la Naturaleza. Tener mayor facilidad para hacer las cosas es tener apoyo de la Naturaleza. Nada hay mejor que tener a la poderosa Madre ayudándonos cuando realmente nos hace falta.

Feliz vida en la Tierra.

También te puede interesar

Ho’Oponopono: agradecimiento versus abundancia

Por Rosa Francés Cardona (Izha).- ¿Cómo conseguir una energía de abundancia? Todos hemos oído alguna ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *